miércoles, 16 de septiembre de 2015

Campamento Antiimperialista en Buenos Aires




Resumen Latinoamericano, 15 de septiembre 2015.-


Representantes de varias organizaciones del campo popular argentino deliberaron el sábado pasado en el marco del Cuarto Campamento Antiimperialista, con la intención de acercar posiciones a pesar de las diferencias y debatir planes de acción en torno a la lucha antiimperialista local y latinoamericana. Con respecto a este último aspecto, el Campamento -reunido en el Centro deportivo que la Asociación de Trabajadores del Estado posee en la provincia de Buenos Aires- contó con la presencia de delegados de Uruguay, Colombia, Bolivia, Paraguay y Haití.
Esta coordinación de organizaciones ya lleva cinco meses de existencia, puesto que nació en ocasión de la Cumbre de las Américas de Panamá, cuando numerosos militantes populares argentinos decidieron repudiar al imperialismo yanqui frente a las puertas de la embajada de ese país, como respuesta a la prepotente declaración de Barak Obama amenazando a Venezuela a través de un decreto coercitivo. Luego, vinieron otras actividades conjuntas hasta llegar al presente, en que la situación de embestida imperial que sufren los pueblos latinoamericanos abarca los aspectos militar, económico, político y mediático.


Constituyen el Campamento Antiimperialista, organizaciones de izquierda y también varios nucleamientos que adhieren al Kirchnerismo. Sin embargo,“A pesar de tener algunas visiones encontradas ponemos la mira sobre el enemigo principal que es el imperialismo yanqui y sus aliados de Europa”, tal cual expresara un orador. Esta vez, fueron de la partida el Encuentro Nacional y Popular Latinoamericano, el Frente Popular Darío Santillán, la OLP-Simón Bolívar, el Movimiento Patriótico Revolucionario Quebracho, el Movimiento Patria Grande, la organización Seamos Libres, el Movimiento Evita, Resumen Latinoamericano, la Organización Social y Política Los Pibes, la Organización Política 17 de Agosto, el Movimiento de Liberación Nacional 26 de Julio, Camino de los Libres y la Agrupación Eva Perón.
El aporte llegado desde países vecinos se manifestó en la presencia de la Unidad Popular, el Colectivo por la Tierra y un representante de la Asociación de Empleados y Obreros Municipales (ADEOM), todos de Uruguay. Por Paraguay, llegó una integrante del Movimiento Sin Techo, por Haití, participó el Comité Democrático Haitiano, y también pudo escucharse a un representante de la lucha del pueblo boliviano y un militante argentino que trabaja solidariamente con los Consejos Comunales de Venezuela. A todos ellos se sumaron representantes colombianos de la Marcha Patriótica y del Congreso de los Pueblos.
En ocasión de este Cuarto Campamento se abordaron temas como las maniobras de intervención militar que Estados Unidos viene efectuando en Colombia,Paraguay, Honduras y Perú “y que han convertido a esos países en bases operacionales para hostigar a países hermanos” . así como el desarrollo de acciones de presión económica contra la mayoría de los países del continente.
El caso actual de la agresión imperial contra Venezuela estuvo en boca de casi todos los expositores, pero fueron los integrantes de Marcha Patriótica y el Congreso de los Pueblos de Colombia, quienes enfatizaron el papel vergonzoso que juegan tanto el presidente Juan Manuel Santos como el ex mandatario Alvaro Uribe Vélez.
También se expusieron las tácticas de la colonización tanto cultural como política, destacándose el papel que juegan en ese sentido los medios de comunicación corporativos, quienes logran cambiar en varias ocasiones las agendas de los pueblos.
Otro de los aspectos que fue expuesto con claridad por el dirigente haitiano Henry Boisrolin, es aumentar el rechazo a la presencia de tropas latinoamericanas en Haíti, como parte de la misión de “pacificación” de las Naciones Unidas. Varios oradores se sumaron a ese planteo y señalaron lo “vergonzoso” que resulta para los luchadores populares la permanencia de esa iniciativa injerencista. Boisrolin destacó que Haití llevó a cabo en 1804 la primera revolución antiesclavista y por la independencia, ya que nuestro pueblo transplantado desde Africa y transformado en esclavo en los campos de Haití supo cortar las cadenas de los pies y de las manos, porque primero rompieron las cadenas del corazón y de la mente, que son las más fuertes”. Desde ese entonces hasta el presente Haití sufrió invasiones de militares de EEUU y de tropas extranjeras enroladas en la Minustah, pero sin embargo “la resistencia popular no ha cesado nunca”. Criticó como farsa los últimos comicios llevados a cabo por “el títere Michel Martelly” y agregó que el espíritu antiimperialista de su pueblo puede graficarse en que “si se dieran elecciones libres y todos los partidos reaccionarios fueran juntos, si mañana se presentara un perro con un cartel que diga: “Soy antiimperialista y anticapitalista”, gana el perro, sin dudas”.
El historiador Gonzalo Abella, de la Unidad Popular, de Uruguay, puso el acento en la crisis ambiental y la lucha por el socialismo. “Los amos del mundo están imaginando un planeta cloaca con pequeños oasis de supervivencia lujosa, donde van a sobrevivir unos pocos, y nos impondrán una policía y un sistema de espionaje mientras estemos mirando los celulares y la destrucción nos parece por arriba”.
Advirtió entonces que desde el punto de vista estratégico “sólo hay una solución y es el socialismo. Por eso hay que construir una institucionalidad irreversible, porque si no, estamos sujetos a un sistema de elección burguesa donde se puede cooptar fácilmente a diversos sectores de la población. Al socialismo hay que construirlo y es un proyecto mundial necesario, porque asegura la supervivencia del planeta”.
Desde las organizaciones argentinas, se insistió en que el camino de construir teoría revolucionaria. “Un camino y una estrategia, en la que quizás haya que caminar juntos hacia la construcción de las respuestas fundamentales que aún nos debemos , aunque no haya tiempo a esperar para alcanzar síntesis”, dejando claro que de todas maneras, sin unidad del campo popular los procesos de liberación nacional y social se retrasan irremediablemente.
Sobre ese mismo tema, se planteó la necesidad de tener siempre bien en claro quien es y cuánto pesa en las decisiones estratégicas el enemigo principal, y en ese caso, valorar la unidad de todos los que luchan, trazar una línea que marque claramente de qué lado están los de abajo y los poderosos.
También se discutió a fondo el rol del Estado, que derivó en “diferenciar el Estado burgués actual del Estado socialista a construir en el futuro”, como dijo uno de los expositores. En ese sentido, los militantes uruguayos del Colectivo por la Tierra, presentes en el Campamento (William Yohai y Pablo Marrero) presentaron un documento donde señalan que proponen “un nuevo Estado, establecido sobre nuevas bases, que incluya los principios esenciales de revocabilidad de todos los cargos jerárquicos y ausencia de privilegios para estos. El caer en las deformaciones y vicios de aquellas experiencias que derribaron regímenes que fueron durante décadas grandes esperanzas para la liberación de las masas oprimidas”.
Con una impronta claramente peronista, uno de los oradores expresó que es fundamental nacionalizar la banca y el comercio exterior. “No son temas de una agenda de la décadas del 40 o del 70, sino que son reivindicaciones permanentes para romper los lazos coloniales en un proceso de liberación nacional que termine expulsando a las multinacionales de la región”. Y enseguida abogó por “el Estado empresario que dio tan buen resultado en la Argentina”.
Se insistió también en la necesidad de avanzar hacia una reforma agraria integral que proteja al pueblo campesino del extractivismo y del latifundio, temas que atraviesan transversalmente a todos los países del continente. Otro factor, que ha comenzado a pesar en la política de la región es la irrupción del narcotráfico en todos los estamentos de la sociedad, y en muchos casos con fuerte apoyo de estructuras del poder.
El representante de Marcha Patriótica de Colombia apuntó a mostrar que toda la historia de su país “es la de una constante injerencia norteamericana”. “Es este proceso el que también ha incidido en el desarrollo y la permanencia del conflicto político, social y armado que venimos arrastrando desde hace más de 200 años”. Explicó que “a partir del asesinato de Jorge Eliecer Gaitán la violencia política recrudeció en la escena colombiana y por eso, en su momento hubo sectores que abrazaron la lucha armada para contrarrestarla y autodefenderse”. Denunció también que los militares colombianos se formaron en la Escuela de las Américas, y son ellos mismos “los que, al servicio de la burguesía y con el apoyo del paramilitarismo, fomentan el saqueo, el hambre y la muerte de nuestros compatriotas”.
En la misma línea, el delegado del Congreso de los Pueblos denunció el plan de control político y militar contra la población y sus organizaciones de base. También festejó con todos los presentes la liberación reciente de los militantes (líderes y ligerezas) de su organización a los que el gobierno de Santos intentó criminalizar acusándoles de producir atentados, algo que quedó finalmente desmentido por la propia justicia colombiana
Especial atención provocó el discurso de la representante paraguaya del Movimiento Sin Techo, Mirtha Lezcano, quien expresó que “en Paraguay, el Plan Colombia está en su máximo apogeo, hay una gran persecución contra el campesinado y contra todo aquel que lucha en las ciudades. Tenemos numerosos compañeros presos políticos y una buen parte del país militarizado. Los militares tienen el apoyo concreto de asesores yanquis e israelíes y es por esta situación y la enorme desigualdad económica, que el campesinado pelea y hasta han surgido grupos guerrilleros como el del EPP”.
Venezuela Bolivariana y el actual momento de crispación y agresión imperialista también tuvo su espacio en el Campamento. El militante social Marco Teruggi, quien vive en Caracas y es el reciente autor de un libro sobre la lucha de las Comunas y los Consejos Comunales, explicó que “la derecha ha retomado la estrategia golpista en Venezuela, apelando a la guerra económica, que incluye desabastecimiento, aumento de precios, ataque sobre la moneda y contrabando de extracción o bachaqueo. La oposición interna y externa acompañan esta escalada con iniciativas violentas (como las ocurridas en 2013 y 2014, dejando un saldo de 43 muertos) y ahora han optado por infiltrar células paramilitares a lo largo y ancho del país que están empezado a emerger en los últimos meses. También sufrimos la guerra comunicacional muy aceitada y sistemática, orientada desde Estados Unidos y el Estado español”. Y por ultimo, ahora estamos soportando una fuerte presión externa, que se manifiesta a través de conflictos como el de Guayana-Esequibo y la actual crisis fronteriza con Colombia. Todo esto busca caotizar a la población y debilitar al gobierno”.
Por su parte, el dirigente sindical uruguayo Aníbal “Indio” Varela, se vio en la obligación de aclarar que el gobierno de su país, tanto el del actual presidente Tabaré Vázquez como el anterior, de Pepe Mujica, nada tienen que ver con planteos de izquierda, denunciando que la mayor entrega y extranjerización de tierras en Uruguay se ha producido en esta etapa de gobierno frenteamplista. También aportó datos sobre el relacionamiento del gobierno con el imperialismo yanqui.
Dos plenarios generales y un intenso trabajo en comisiones en las que se abordaron las políticas de intervención norteamericana en lo que hace a temas políticos, económicos, militares, culturales y mediáticos, hicieron que la jornada fuera especialmente productiva. También hubo espacio para que militantes pudieran confraternizar con entusiasmo.
En el final, se plantearon varias propuestas, que tienen que ver con renovar la solidaridad con países que sufren hoy un gran asedio por parte del imperialismo, como es el caso de Venezuela, Bolivia, Ecuador, además de la exigencia para que se retiren las tropas de la ONU de Haití. Se propusieron oros puntos de incidencia francamente antiimperialista, entre los que se destaca una marcha a realizarse en noviembre (recordando la victoria contra el ALCA) hacia la Embajada norteamericana, y otras acciones de denuncia a las multinacionales que operan en el país y el continente.
30



Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (primera parte)
https://www.youtube.com/watch?v=2KMeGbkfc3Q

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (segunda parte)
https://www.youtube.com/watch?v=jVy9wSsujS4

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (tercera parte)
https://www.youtube.com/watch?v=syxnjlX9dJY

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (cuarta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=gD_1IZ5JXUI

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (quinta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=1SqDenZAQKw

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (sexta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=htmlkaIkJZ4

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (séptima parte)
https://www.youtube.com/watch?v=R2Zc5-UR40k

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (octava parte)
https://www.youtube.com/watch?v=RHaBWo9kO68

Campamento Antiimperialista en Argentina, 12-09-2015 (novena parte)
https://www.youtube.com/watch?v=w4ApcCFII2E

Taberna Internacionalista Vasca de Buenos Aires
En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (primera parte)
https://www.youtube.com/watch?v=LEx7P2a-tSQ

En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (segunda parte)
https://www.youtube.com/watch?v=dIxOQzsP1Ls

En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (tercera parte)
https://www.youtube.com/watch?v=yFZ6hHwTmfA

En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (cuarta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=78HK3ccFYYc

En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (quinta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=DqmmCBV7jpI

En taberna de los vascos, previa del Campamento Antiimperialista (sexta parte)
https://www.youtube.com/watch?v=cpIVSg-TACQ


0 comentarios:

Publicar un comentario