domingo, 14 de junio de 2009

Instituto Cuesta Duarte (un agente del Reino de España)

13-06-2009
William Yohai

SURda


Con motivo de la presentación del Informe de Coyuntura Junio 2009 del ICD.

¿Qué opinarían, si aún vivieran, Gerardo Cuesta y León Duarte de todo esto?

Según parece, el informe o el mismo instituto ICD, leyendo los logos que aparecen debajo en la página de tapa del informe, han sido financiados por: Ministerio de RREE de España, Agencia para la cooperación internacional para el desarrollo (España) y la fundación Serafín Aliaga. Esta última pertenece a comisiones obreras de España, pero la fundación Serafín Aliaga de cooperación internacional también está financiada en gran medida (página web de la fundación) por......el Ministerio de Relaciones Exteriores de España y por la Agencia de Cooperación para el desarrollo, antes mencionada.

O sea, el principal instituto de estudio y FORMACIÓN de cuadros sindicales uruguayos está financiado por un gobierno extranjero, dirigido hoy por un partido socialdemócrata europeo típico, de fuerte impronta económica neocolonialista y neoliberal, integrante de la OTAN.

España ha sido la casa matriz de algunos de los principales "inversores" en la década de los 90 y en la actual, en América Latina.

En particular en nuestro país son españolas ENCE, que fue hasta hace unos días principal empresa forestal del país y que sigue siendo una gran latifundista con decenas de miles de hectáreas y el ahora principal banco privado: El Santander.

Por supuesto, el gobierno Español es un activo defensor de los intereses de las empresas españolas.

Y que no me vengan que todo esto es obra del sector sindical conocido como “Articulación”. Resulta que bien sentadito (foto en El País) en la mesa de la presentación está Marcelo Abdala, conocido dirigente de la fracción sindical “opuesta” a aquella. Si no estuviera de acuerdo con todo esto lo menos que podía haber hecho era no prestarse a legitimarlo como lo hace al aparecer en lugar destacado.

Habitualmente, es motivo de escándalo en los países que tienen algún respeto por su dignidad nacional, comprobar que un gobierno extranjero financia organizaciones públicas de importancia.

Uruguay no se cuenta, según parece, entre aquellos países.

El documento es de imperdible lectura para todo aquel interesado en la política y la economía uruguaya desde el punto de vista de los intereses de los trabajadores.

Se trata de un mamotreto mal escrito, en el lenguaje tecno-burocrático habitual para los "think tanks" económicos de la burguesía, lleno de gráficas y datos con una extensión de 88 páginas, seguramente para hacerlo accesible a los trabajadores de a pie, en este sentido coincidiendo con la extensión del programa del Frente Amplio (168 páginas). Donde no aparecen, seguramente entre otros que surgirían de una lectura más cuidadosa, en medio del flujo masivo de información, datos "sin importancia", del tipo de la participación de la masa salarial en el PBI, el desglose de las Reservas del Gobierno en reservas propias y reservas "prestadas", la evolución de la desigualdad de la distribución del ingreso en este gobierno.

El informe es tan malo que alguna información está fechada a febrero, cuando ha surgido públicamente la respectiva a abril.

Sin duda, un lenguaje y contenido simpáticos a los financiadores del proyecto y su partenaire ideológico, el gobierno uruguayo.

Todo parece indicar que estamos presenciando el fin del PIT-CNT (o por lo menos de su actual dirección ejecutiva) como representante de los intereses de clase de los obreros y obreras uruguayos. Los intereses del Estado Español son absolutamente contradictorios con estos.

¿Qué opinarían, si aún vivieran, Gerardo Cuesta y León Duarte de todo esto?

Estamos a punto de denunciar la participación del Banco Interamericano de desarrollo BID en el financiamiento del PIT-CNT.

Tenemos sólidos elementos para plantear que, por lo menos el asunto estuvo recientemente en la consideración del Secretariado Ejecutivo en febrero de este año. Y que dicho financiamiento está planteado desde diciembre de 2007.

Pensándolo un poco mejor: ¿es mejor o peor ser financiado por el gobierno español que por el BID?

Así de bajo hemos caído.





Informe junio2009 CUESTA DUARTE


La Juventud 14 de junio 2009


Sindicatos sin alma


En Europa es moneda corriente el consenso obrero empresarial, por medio de comisiones tripartitas, los sindicatos, las representaciones empresariales y el gobierno como parte negociadora.

Control total para tener a la gente asalariada completamente asido por los huevos.

Los sindicatos cuentan con asistencia jurídica en vez de un sindical viejo y aguerrido, lleno de ideas y sentido de clase.

Hoy un sindicalista europeo viene de traje y corbata, y en la asamblea a veces informativa, a veces conflictiva, es común ver cierto autoritarismo por encima de los ejecutivos de la empresa, y también de los obreros y empleados.

Aquí mando yo, esa es la imagen del sindicalista de traje y corbata.

Ahora esta de moda, las reorganizaciones empresariales, fusiones de una empresa con otras. Cierres aquí y mas aun con la "crisis" con fallecimientos acá. Entonces queda gente en la calle , en el paro.

Ante la disyuntiva de 'la continuidad" de la empresa o el cierre por no cumplir en la competitividad del mercado. El sindicato siempre opta por la continuidad. Sin empresas no hay obreros.

Es así que los sindicatos pierden la aureola clasista y al final se amoldan a lo que hay. Es parte del sistema.
Competir en el mercado es producir con la mínima mano de obra para abaratar costos.

La modernizacion de la producción también va en contra de la mano de obra. Hoy un robot o un chip hace el trabajo de millones de obreros, sin conflictos, sin retrasos, sin vacaciones, sin horarios y sin sindicato. Y el resultado mas gente en el paro.

El sindicato puede reubicar al obrero en otro trabajo, con cursos de capitación. Es así que un zapatero puede terminar de enfermero.

Pero para tener estos beneficios hay que estar sindicalizado. Y para estar sindicalizado y tener así asistencia jurídica o social hay que pagar una cuota. Un porcentaje de tu sueldo, va a la mantención sindical, el edificio, los empleados, casi otra empresa donde los mismos sindicalistas son despedidos como en cualquier otra empresa.

Que es lo que le quedan a los obreros?

Este modelo "sindical progresista" no es un lujo, antes no era así. Había solidaridad, casi una hermandad de clase. Hoy un sindicato europeo es una oficina de asistencia juridica que contempla tambien un seguro juridico en caso de causa judicial ante un despido, donde el obrero es representado ante la comisión.

Con un convenio laboral cada gremio esta reglamentado. Las comisiones tripartitas estan encargadas de elaborar un reglamento.

Si hoy se pide aumento de sueldo, o quieren echarte a la calle (que significa para el desgraciado que no pueda pagar mas la hipoteca de su casa, o las cuotas mensuales con la que compraron los chiches del consumo y hasta unas vacaciones)

Así viene la mano, este es el modelo que te quieren encajar en el Uruguay productivo.

En los últimos meses en el mundo con "la crisis", el paro laboral se disparó a millones de gente sin empleo.

Queda el paro salvaje, la ocupación salvaje, como antes. Sin darle bola a la burocracia sindical.


Entonces vienen los policías y te cagan a palo.





0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada