jueves, 12 de abril de 2018

La unidad



La izquierda, o una parte mayoritaria de la izquierda se alió con sectores de derecha moderada , (Astori, Nin Novoa, Tabaré Vazquez) para un proyecto electoral, y dejo de lado, lo ninguneó a un sector grande de la sociedad uruguaya que no gana 20mil pesos, lo que tendría que ser de izquierda, pero hoy puede votar a la derecha o no votar, porque no saben donde pararse pero que a muchos de estos 20milpesistas los vemos en conflicto, vemos también en conflicto a pequeños productores y a almaceneros, bolicheros y la señora que vende torta fritas. 

Conflictos, con 20mil pesos no se vive.


De qué clase de unidad hablamos? y para qué?. Tabaré Vazquez desde su sillón lleva un gobierno de unidad nacional, lo vemos en la foto con blancos colorados y militares, todos en la misma bolsa. Es su discurso y lo lleva a rajatabla. Asi se salvan los criminales de ser juzgados. Criminales de lesa humanidad.

Para qué? 
Fácil: para gobernar para la clase empresarial, y lo hace bien. El empresariado consume a lo bobo como nunca ha consumido y se va de vacaciones, compra 0 kilómetros, y van al caribe. Mientras los 20mil pesistas deben de sobrevivir al milagro de una inflación del 6% (120 pesos menos por mes y todos los meses). 



Bueno, necesitamos una unidad porque se viene el reajuste de cuentas y el gobierno, el estado, hará fuerza para mantener el sistema. Unidad para vivir con 20 mil pesos? son 800.000 trabajadores que ganan 20.000 pesos, y jubilados que ganan menos, mucho menos, mas los que hacen changuitas y los desocupados (que puede ser cualquiera, como las 960 trabajadoras de Fripur, La impresora Polo y cientos de empresas que se fueron al cierre. 

Unidad con quién y para quien?

Hay que encontrar puntos de acuerdo. 

Mientras haya injusticias en la sociedad, habrán puntos de acuerdo para luchar. Y hay que luchar contra un enemigo muy enorme, concéntrico en Wall Street y lo que allí representa, contra poderes económicos imposibles de imaginar, entonces también poderes militares y hasta judiciales. Lo vemos hoy en Brasil, de como la justicia brasilera descuartiza el poder político, no se trata de unirse a ellos, cría cuervos y te sacaran los ojos.

En un pasado la forma de lucha aglutinó gente.

Hoy con la lucha  nos enseñó que también se pueden perder y ganar las luchas las luchas, no siempre David le gana a Goliat. Pero protestar con carteles da resultado. Aunque desde los balcones presidenciales se ninguneen las marchas. También las huelgas de hambre. Te dejan morir. No entienden lo que es estar en la lona. No es a ellos que hay que unirse sino contra ellos. El oficialismo no tiene sentido. Yo se quien es el patrón.

 Entonces?. Hay un lugar que aun funciona a pesar de las zancadillas, la mala leche, la maniobra, el soreteo. Las asambleas sindicales. Allí, hay un lugar para no ser un energúmeo mas. Dale! arriba los que luchan! hacete oír. Ahí es donde se juegan tus derechos y tu voz. Nos unimos?













0 comentarios:

Publicar un comentario