miércoles, 27 de agosto de 2008

Marenales aclaró

Julio Marenales dijo, poco tiempo atrás, que Jorge Batlle había sido uno de los ideólogos del denominado "Escuadrón de la Muerte", ante este comentario el ex mandatario reaccionó y demandó a Marenales por difamación e injurias.

La audiencia se llevó a cabo y en esa ocasión el dirigente tupamaro aseguró que no quiso ofender el honor de Batlle. Finalmente todo concluyó sin mayores consecuencias jurídicas ya que las partes llegaron a un acuerdo.







El documento que incrimina a Jorge Batlle

La guerra al MLN-T.


La República 27 ago 2008

Un documento confidencial del embajador estadounidense Charles Adair enviado al Departamento de Estado norteamericano en febrero de 1972, adjudica al ex presidente Jorge Batlle la idea de crear un grupo pequeño, secreto e ilegal, que combatiera a los Tupamaros "en sus propios términos".
El contenido del documento, divulgado años atrás por el periodista Gerardo Lissardy en el semanario Búsqueda, fue expuesto ayer en el juicio público de difamación que Batlle le inició al dirigente tupamaro Julio Marenales, quien había acusado al líder de la Lista 15 como uno de los promotores de los escuadrones de la muerte en Uruguay. El documento, obtenido ahora por el investigador CarlosOsorio en el Archivo Nacional de Estados Unidos, es una síntesis del embajador Adair de una serie de conversaciones que funcionarios de la embajada tuvieron con Batlle, el senador Eduardo Paz Aguirre, el administrador del diario Acción, Enrique Piqué, y el politólogo Ulyses Graceras.

El informe, rotulado como "confidencial" (la más baja categoría del Departamento de Estado norteamericano) se titula "Visión de la Lista 15 en su futura relación con la administración Colorada" y hace referencia a distintos tópicos del análisis que los voceros de la Lista 15 realizaron ante funcionarios de la embajada.

Luego de señalar cómo eran las relaciones entre el grupo de Batlle y el presidente electo Juan María Bordaberry ("El es un vasco", habría sintetizado Batlle), quien asumiría sólo semanas después, el 1º de marzo de 1972, el informe de Adair analiza las consecuencias del reciente resultado electoral antes de referirse al "terrorismo". "Tal como en previas conversaciones con nosotros, Batlle repitió que está a favor de atacar el problema terrorista con un grupo nuevo, pequeño, y secreto que lucharía contra los Tupamaros en sus propios términos. Dijo que un grupo tal tendría que ser formado fuera de las autoridades constituidas legalmente", concluye el embajador en su informe.


.




.

0 comentarios:

Publicar un comentario