jueves, 13 de agosto de 2015

Justo! se fugaron

Tres menores se fugaron del Ceprili



El fierro con el que se rompieron los candados.

Los tres adolescentes que se fugaron del centro Ceprili del SIRPA ayer de madrugada rompieron los candados de las celdas con un fierro, según informaron a Montevideo Portal los funcionarios del centro de internación.
El dirigente del Suinau Víctor Mango explicó que los tres fugados son internos del Módulo D -los incidentes del 24 de julio se produjeron en el C- e indicó que los funcionarios se percataron de la fuga a las siete de la mañana de este martes.
Según informaron a Montevideo Portal, los internos cortaron uno de los candados (tienen dos por pieza) durante el día y el otro lo quitaron durante la noche.
Mango agregó que este martes el clima dentro de la institución estuvo "bastante tranquilo", a pesar de que el lunes fue un día "bastante complicado", ya que la directora del Sistema de Responsabilidad Penal Adolescente, Gabriela Fulco, compareció a declarar ante la Justicia por los incidentes registrados en video y ampliamente difundidos.
Fulco abrió algunas dudas sobre la versión de los funcionarios sobre la fuga de los tres menores. En declaraciones a El País dijo que "hubo irregularidades de funcionamiento que habilitaron" la fuga.
Aclaró que los fugados "salieron normalmente", a diferencia de lo dicho por los funcionarios, y aseguró que las "irregularidades" ya fueron constatadas.
Ayer, la Institución de Derechos Humanos divulgó el informe sobre el Ceprili que presentó ante la Justicia y que considera que el centro "no se orienta a la reintegración social de los adolescentes". Según la organización, "todos los niveles de seguridad operacional se encuentran afectados".

>>> No pudieron declarar





.

“En la lucha”

SUINAU no defenderá a funcionario filmado pateando en el piso a un interno; su abogado dijo que “se excedió”

Jueves 13 • Agosto • 2015

Ayer comenzaron a declarar ante el juez Gustavo Iribarren los 36 funcionarios que protagonizan el video sobre los hechos ocurridos en el Centro de Privación de Libertad (Ceprili), del Sistema de Responsabilidad Penal Adolescente (Sirpa), el 24 de julio. Irán 12 por día, en calidad de indagados. Carlos Salaberry, dirigente del Sindicato Único del Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay (SUINAU), explicó a la diaria que el gremio ofreció la asesoría legal a todos los implicados menos a uno: “El trabajador que se ve que patea a dos jóvenes que ya están reducidos en el piso no va a ser defendido por el sindicato”, indicó, porque “condenamos ese accionar”. Del resto, algunos tienen la defensa del sindicato, y otros, la de abogados particulares.
Según indicó Natalia Fleitas, la abogada del director del Ceprili, el juez les mostró el video a los funcionarios y les pidió que se identificaran. Salaberry dijo que las preguntas giraron en torno a la descripción de los hechos y “dónde estaba cada uno de ellos en el momento”. El dirigente comentó que la cúpula del SUINAU se asesoró con abogados penales para que examinaran las imágenes y determinaran si los involucrados cometían algún ilícito. “Lo único que no está dentro del presunto ilícito es la patada en el piso, es la única conducta que podría configurar delito; el resto son reducciones limpias”, evaluó. El abogado de este funcionario al que se ve dando puntapiés a los adolescentes, Aníbal Martínez, dijo ayer a la prensa, al salir del juzgado, que le recomendó a su defendido que dijera la verdad. El funcionario afirmó ante el juez que “se excedió”. “Fue un momento de mucha tensión, porque se había prendido fuego en una celda. Hubo que romper una puerta, entrar a la fuerza, reducir a los muchachos que se habían amotinado. Había habido un intento de fuga, y en esos días hubo funcionarios lastimados”, comentó el abogado, quien prosiguió contando detalles de la declaración: “Dice que en ese momento se perdió el control y, en la lucha, le pega una patada, pero le pega una patada suave, no lo lastima ni lo marca, nada”. El abogado opinó luego que “no es que esté bien ni que esté mal, pero hay ciertos momentos en que los funcionarios no tienen otra que actuar”.
Joselo López, dirigente del SUINAU, excluido transitoriamente, a causa de estos hechos, de su cargo de vicepresidente de la central sindical, deberá declarar hoy ante la Justicia, ya que el 24 de julio estaba en el Ceprili y aparece en el video, observando lo que pasaba.
No cuenten conmigo
La exclusión de López del PIT-CNT durará los 30 días que se dispuso como plazo para que una comisión de la central de trabajadores investigue lo ocurrido en el Ceprili. Esta comisión ya ha enfrentado sus primeras dificultades: la agrupación 5 de Marzo, liderada por el dirigente de la Federación de Obreros y Empleados de la Bebida Richard Read, decidió no colaborar con este cuerpo, ya que lo considera ajeno a los cometidos del movimiento sindical, además de innecesario, en la medida en que el caso ya está en la órbita judicial, explicó el dirigente Washington Beltrán. Read, que calificó de “patética” la creación de la comisión, se preguntó qué es lo que se va a investigar allí. “¿Vamos a investigar los hechos? Ya el SUINAU nos dio toda su versión. ¿Vamos a traer a la dirección del INAU para que nos dé la otra versión? ¿O a los chiquilines que están ahí? Si hay tres versiones, ¿con qué criterios resolvemos después?”, cuestionó. Beltrán también rechazó la creación de la comisión y recordó que “ya hubo una experiencia, con el Plan de Vivienda Sindical, que no arrojó buenos resultados”. “El PIT-CNT no está para investigar nada”, concluyó.
“No creo que nuestra ausencia traiga algún reparo, sino que pasará desapercibida”, estimó Read. El dirigente ha sido hasta ahora el más crítico con respecto al accionar de López y su sindicato, pero su corriente sindical es la menor de las cuatro que tienen representación en el Secretariado Ejecutivo: él es el único integrante de este órgano que tiene voz y voto. El dirigente ferroviario Ricardo Cajigas, integrante de la lista 41, liderada por López, dijo que si Read “tiene algo para decir, lo mejor es que participe, vea todos los elementos de las distintas posturas y luego exprese su opinión”. “No participar es una hermosa manera de lavarse las manos”, sentenció.
Actores de reparto
En estos días parecen acumularse los momentos de tensión en el Sirpa. Ayer ingresó el Grupo Especial de Operaciones (GEO) al centro Ser, de la Colonia Berro, donde realizó, según explicó la presidenta del Sirpa, Gabriela Fulco, “una requisa común y corriente”, motivada por un “disturbio interno” ocasionado por algunos de los internos. Si bien algunas versiones de prensa indicaban que los internos habían incendiado colchones, Fulco lo negó y aseguró que no pasó “nada fuera de lo normal”.
En tanto, el tema tomó derivaciones políticas: el diputado colorado Tabaré Viera presentó una moción para interpelar a la ministra de Desarrollo Social, Marina Arismendi; dicha propuesta fue acompañada por toda la oposición, ayer, en la cámara baja.





A la opinión pública

Un problema de todos


Hay luchas que son permanentes. Son de cada día, en el hogar, en el trabajo, en la manera de relacionarnos como ciudadanos. Si el desinterés triunfa, perdemos como sociedad.
Enfrentarse al abuso de poder, a la tortura, a la impunidad, forma parte de estas luchas.
La difusión de un video sobre la brutalidad con que son tratados jóvenes internados en el CEPRILI nos hace participar de lo que es su cotidianidad. Esta vez lo vimos pero esto ocurre desde siempre, aunque no lo veamos en los noticieros ni inunde las redes.

A lo largo de años ha sido constatado por quienes trabajan con los jóvenes, por muchos dignos trabajadores que lo han denunciado, por sus familias, por ellos mismos. Pero son voces que los gobiernos y la sociedad no escuchan, los jueces minimizan por falta de pruebas.
En el pasado reciente, miles de presos políticos fueron tratados de igual manera, ignorados, sospechados, silenciados. Ayer, el brutal terrorismo estatal acallaba la protesta.

La situación de hoy es otra, muy distinta. Vivimos en democracia con libertades indiscutibles, pero con muchas cosas que aún debemos exigir para mejorar. Una de ellas, muy sensible y olvidada, es la situación de los jóvenes privados de libertad.

Si los partidos políticos, los jueces, los sindicatos, las organizaciones populares no muestran su indignación, si no condenan estos hechos y a la vez los aprovechan para modificar rotundamente la situación de los adolescentes infractores, estaremos perdiendo una real oportunidad para un mejor futuro y defraudando nuestra dignidad.

Esta vez el SIRPA hizo la denuncia penal y la Institución Nacional de DDHH dio muestras de estar alerta, presente, haciendo lo mismo sin demora y ampliando la información sobre la realidad inaceptable de esos centros. Es triste y lamentable que los representantes de los trabajadores que aparecen en ese video, no parecen sentir vergüenza alguna por sus repudiables actos.
La patota sindicalizada que abusó de los menores merece no solo que recaiga sobre ellos el peso de la justicia, sino también la condena social y política de todos quienes se precien de respetar y hacer respetar los derechos de las personas.

El lugar donde ocurrieron los hechos es donde los adolescentes viven sus 24 horas; el “patio” donde tienen su única hora de recreo diario. Entonces, también hay otras preguntas profundas que desata este video: ¿para qué los encierra el Estado, si no es para aprovechar ese tiempo y dejar marcas positivas en sus conductas? Marcas que comienzan por un trato respetuoso, condiciones dignas, estudio, trabajo, socialización, afecto.

Es un trabajo arduo y complejo. Apoyamos la lucha reivindicativa y justa por mejoras laborales que llevan adelante los trabajadores sindicalizados de nuestro país. Pero condenamos que esa lucha se utilice como pretexto de situaciones de malos tratos como ésta.
El 30 de abril de 2014, junto a decenas de organizaciones y personalidades en un comunicado a la opinión publica en apoyo a la INDDHH sobre denuncias de malos tratos en el SIRPA afirmábamos que ninguna situación o condición justificaba la tortura, y convocábamos: “a los trabajadores del sistema y al movimiento sindical en su conjunto a promover buenas prácticas de ejercicio de sus funciones y a actuar en forma tajante y rápida sobre cualquier uso desmedido de la fuerza dando una señal clara que la tortura no se tolera, se persigue.”

Hace 40 años que sostenemos las banderas de verdad y justicia para los crímenes de la dictadura; por eso no podemos menos que condenar y luchar contra las violaciones del hoy, pues este presente sí puede y debe modificarse. La situación en la que viven los jóvenes privados de libertad, sometidos a todo tipo de violencia, anula los esfuerzos de quienes trabajan denodadamente por su inserción, por combatir las causas socio-económicas y culturales que llevan a esta situación.

Lesiona la dignidad de todos los uruguayos.
Por VERDAD, JUSTICIA, MEMORIA
LA TORTURA NO SE TOLERA, SE PERSIGUE
Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos
Montevideo, agosto de 2015



MI RELEXIÓN SOBRE LOS ACONTECIMIENTOS EN SIRPA, vistos en los canales de TV

Antes las informaciones y desinformaciones que circulan sobre la vida cotidiana en los centros de privación de libertad de adolescentes en nuestro país, quisiera divulgar la experiencia y el conocimiento institucional que poseo después de trabajar 25 años en el organismo. Al comienzo como educadora, luego mediante concurso ingresé a la Escuela de Funcionarios hoy Cenfores, recorrí bastante y en el 2005 fui designada para el Directorio por el Poder Ejecutivo. Aporto en forma sintética algunos elementos que quizás sean de interés. Cristina Álvarez

Estas prácticas en el trabajo con adolescentes infractores son viejas en nuestro país.Trabajé 25 años en INAU (hoy jubilada), muchos de esos años en capacitación de funcionarios. Siempre fue muy difícil el trabajo con ese sector, muchas resistencias. Los relatos que escuché fueron terribles, pero nunca se conseguían pruebas, pues los buenos funcionarios no querían declarar por temor. Tal vez mucha gente se haya olvidado de los terribles acontecimientos en la ex cárcel de Miguelete, en esa época había muertos, chiquilines ahorcados, funcionarios heridos de gravedad. También prácticas muy habituales, usar a los mismos adolescentes para dominar el establecimiento. Esta práctica consiste en otorgarles ciertos beneficios a algunos internos para que mantengan en paz el establecimiento.
Participé en muchas instancias del sindicato, nunca fue fácil, con los años llegué a la directiva, pero era poco lo que se podía hacer, pues la lista que encabezaba y encabeza Joselo López era la mayoritaria. Lograron la hegemonía total hace unos 15 años, y desde esa fecha Joselo López es el presidente del sindicato. a través de favorecer a unos y otros, se fue conformando un grupo de poder que alejó a muchos buenos funcionarios. Ya con ese poder, disponen del dinero del sindicato, vehículos, viáticos, celulares, etc. se adueñaron de todo, y de a poco, Joselo y su lista llegaron a la Secretaría de COFE. Todo siempre dentro de las formas.
Creo que esto también pasó por el alejamiento de muy buena gente, que en vez de juntarse y formar una oposición prefirieron o borrarse del sindicato, o alejarse. Hubo cartas circulando para deslindarse del mismo. Pero eso significó dejarles todo el espacio.
La lista 10, siempre defendió a los golpeadores, cada vez que fueron sumariados o sancionados. Recuerden que en 2005 llegaron a poner una carpa en 18 de julio y Vázquez, día y noche con altavoces, reclamando por los sancionados.
En 2005 fui designada para el directorio por el primer gobierno del FA. Junto a un compañero, que no mencionaré y que ocupó la presidencia del organismo, iniciamos un trabajo de reorganización, pagar deudas, e impulsar nuevos proyectos. Se hicieron concursos internos y externos, en todo el país. Hubo avances en casi todas las áreas, Internados por Amparo, Clubes de Niños, Primera Infancia, Plan CAIF, Educación, etc. en todos lados menos en el área de Jóvenes Infractores, cada intento era un motín, una fuga, principalmente en La Colonia Berro.
En esa época se hicieron muchos sumarios y se destituyeron funcionarios, hubo una renovación en las direcciones. Se sacaron directores en Berro que se encontraron implicados en hechos irregulares. Faltó tiempo y una comprensión de que esta difícil tarea no la puede realizar el INAU solo, hubo colaboración del MIDES, del Ministerio del Interior, de ANEP, pero creo que ni el parlamento ni la fuerza política entendió el problema.
En todos esos años, el SUINAU, le declaró la guerra a las autoridades, entrega de llaves, abandono del servicio, hasta declarar persona no grata, al entonces Gerente de esa área, un prestigioso abogado, especialista en derecho penal juvenil, que trajo buenas iniciativas, las cuales eran sistemáticamente resistidas por el mismo grupo de poder dentro del sindicato.
Además fuimos llamados decenas de veces al Parlamento, para nada, si mucha prensa.
El directorio que siguió encabezado por el Dr. Javier Salzamendi, (había sido funcionario de INAU y apoyaba la lista sindical de López) interrumpió ese proceso de reorganización institucional, fue responsable de ingresar en forma irregular a más de 1500 personas con designación directa, volvió a poner en las direcciones a personas que habían sido separadas por irregularidades. El sindicato estuvo en este período en total armonía con las nuevas autoridades, descendieron las fugas, y los motines, eso si a costa de no respetar los derechos de los adolescentes. Pero el INAU y el SIRPA salieron de la prensa, entonces nadie se alarmó. El Sr, Villaverde director del Sirpa, una y otra vez ante las cámaras describió los programas educativos y laborales, hasta artículos de prensa sacaron. Lo que no se sabía es que los adolescentes eran seleccionados y que la mayoría permanecía en el encierro.
No es fácil trabajar con estos adolescentes, esto tiene su origen en la extrema pobreza, en la desigualdad social, en la tremenda marginación y desde hace unos años en el consumo de drogas y alcohol. No voy aquí a hacer una monografía sobre el tema, pero si decir que queremos sanar con una curita a alguien que chocó en un automóvil.
El Fa, nunca discutió en serio este tema, es más casi no existe en el programa de la fuerza del gobierno, es que no hay acuerdos, hay muy diferentes visiones,
A buena parte de la población, influida por los medios, lo único que les preocupa es que estos adolescentes estén bien encerrados.
Se arma mucho barullo cuando algo trasciende en la prensa, pero a los pocos días otra noticia más escandalosa ocupa la atención de los noticieros.
No conozco a las nuevas autoridades de INAU, ni tampoco del SIRPA, si a algunos funcionarios con los que he mantenido amistad desde hace años. Les va a resultar tan o más difícil que en 2005, porque desterrar costumbres, malas costumbres tan arraigadas cuesta mucho.
De los episodios recientes solo puedo repudiarlos, es increíble que el presidente del sindicato declare que actuaron de acuerdo al protocolo, cuando se estaba viendo las imágenes del abuso de fuerza. Este trabajador desprecia la inteligencia del espectador atento.
Lo que más lamento es que la gloriosa historia del movimiento sindical sea enchastrada por sindicalistas que no respetan los principios de la clase trabajadora

Cristina Álvarez

--


Montevideo, 10 de agosto de 2015

RESOLUCIÓN DE LA ASAMBLEA GENERAL

1) Las políticas neoliberales practicadas hasta el día de hoy han afectado a la sociedad, en especial a la clase trabajadora y sus familias.
2) Todo esto se da en el marco de una política que está basada en la represión y no en la educación, contención y rehabilitación social.
3) No tenemos dudas en repudiar la violencia, menos cuando se ejerce contra menores internados en una institución estatal. Impulsaremos y apoyaremos en todos los ámbitos, la investigación de los hechos y la delimitación de la responsabilidades, no debe haber impunidad para nadie.
4) El movimiento sindical y al movimiento popular han construido su unidad basada, entre otras cosas, en la defensa de DD.HH.
El movimiento sindical ha demostrado con hechos y no con declaraciones su compromiso con los menores que están en el SIRPA y en el INAU, más de 400 han participado del programa egreso y con el apoyo de sindicatos de instituciones del estado y privadas, han trabajado y aprendido un oficio.
Cientos de trabajadores y trabajadoras del INAU y del SIRPA trabajan cada día en condiciones difíciles para atender a los menores allí internados y lo hacen sin vulnerar sus derechos.
5) seguimos con atención todos los pronunciamientos públicos y sabemos diferenciar los intentos de la derecha por utilizar este gran incidente contra los trabajadores y sus intereses, de las organizaciones populares que expresan su rechazo al mismo.

No nos confundimos, pero con fraternidad no se puede transformar este incidente cuya gravedad asumimos en una campaña contra el movimiento sindical en su conjunto y tampoco intentar minimizar el paro general o el planteo de los trabajadores. No es justo y no responde a la realidad.
6) comprometemos nuestra lucha y nuestra acción concreta para en unidad con todo el movimiento popular cambiar un sistema que no garantiza la reinserción de los adolescentes en conflicto con la ley y erradicar las prácticas y situaciones que vulneran gravemente sus derechos.
Rechazamos la baja de la edad de imputabilidad y el endurecimiento de las penas, lo hicimos y lo haremos porque creemos que la respuesta a la violencia y a la situación de los menores infractores debe ser la contención, la educación y la inserción en el trabajo y en la sociedad.

A su vez encomendamos a nuestro representante en la mesa representativa a tratar la actitud del dirigente Joselo Lopez en el marco de los hechos de público conocimiento


Facundo Cladera Camilo Clavijo
Secretario General Presidente

1 comentario:

  1. La mayoría de los patoteros no tienen educación necesaria y lo mínimo que se les puede calificar es de educadores.
    Son representativos al gobierno frenteamplista de LA IMPUNIDAD.
    COBARDES, ASESINOS, TORTURADORES, EN LA CÁRCEL DEBERÍAN ESTAR.
    ASCO, ODIO, sí odio es lo que siento por esta gentuza. Y, el pueblo no es mejor, quieren 'seguridad'.

    ResponderEliminar