miércoles, 15 de enero de 2014

La guerra de Michoacán



Galería de imágenes de Aljazeera
11 de enero 2014

El siguiente video muestra la entrevista realizada a uno de los Consejeros Generales del Consejo Ciudadano de Autodefensa del municipio de Tepalcatepec, Michoacán. Pese al cerco policiaco y militar, la Agencia SubVersiones logró adentrarse en esta región conocida como Tierra Caliente y escuchar de primera mano varios testimonios acerca de la situación de violencia e inseguridad que se vive en esa zona. Fuimos testigos de la organización comunitaria que ha logrado frenar los ataques de la organización llamada Caballeros Templarios y de la ineptitud de los cuerpos federales y militares. Lo que testificamos es a varias poblaciones procurando su seguridad y la reconstrucción del tejido social que la guerra entre distintas organizaciones del crímen organizado había fracturado. Ponemos a disposición del público en general el siguiente video como un adelanto del reportaje completo que circulará en los siguientes días. Pedimos se vea y/o escuche esta entrevista con atención.

 Entrevista al líder de los "autodefensa".

Comunicado del cartel "Caballeros Templarios" 
"La Tuta" líder de Los Caballeros Templarios entrevista en la sierra michoacana 
.



Fotogalería: La guerra por Michoacán 
 Pavel fecha enero 13, 2014

El gobierno envía al ejército para desarmar a las autodefensas  ( y matan 4 civiles)
En apoyo al cartel de los Templarios

Video subido por el muerto fuente: fb

El CONCEJO DE AUTODEFENSAS UNIDAS INFORMABA;
No desistan de las barricadas pero tampoco utilicen la violencia , escondan las armas por un lado , estamos en la espera de una junta con el gobierno para ver la postura con que llego. Sigan en las barricadas atentos no hay que confiarnos.

EL PUEBLO MANDA CARAJO!!!!! no dejamos entrar a los militares que pretendían desarmarnos esta imagen dice mas que mil palabras! no tendran balas para matarnos a todos no tendran carceles para encerrarnos a todos! se fueron para Coalcoman nos tuvieron que rodear.

Pueblo desarmado impide el paso al ejército
Gobierno narco defiende a los Templarios (como se ve también hay policías de la comunidad entre la gente impidiendo el paso del convoy militar)
Bloqueo ciudadano en Nueva Italia
Ejército y PF toman control de Policía y Tránsito en Uruapan
Esta tarde, elementos del Ejército Mexicano y de la Policía Federal, ingresaron a las instalaciones de Seguridad Pública Municipal, donde acuartelaron a todo el personal operativo para una revisión del armamento. Nota:
http://www.agenciaesquema.mx/2014/01/uruapan-ejercito-y-pf-toman-control-de.html


Mensaje sin recortes del Dr. Mireles que Televisa manipuló.


Bloqueo del segundo convoy militar

Forcejeo de Antúnez .

Avance de las autodefensas de Michoacán .

Que tiene que ver la extracción de hierro con el cartel de "los Caballeros Templarios"?
15/01/2014 22:15
Publicado por Oriol Mallo

Ante las confusiones, especulaciones y delirios provocados por el estallido armado en Michoacán, recupero un análisis del sociólogo y documentalista, afín al zapatismo, Salvador Diáz Sánchez. Su texto pretende responder a la cuestión que más dudas genera: ¿Por qué orginalmente el gobierno federal aceptó participar conjuntamente con los cuerpos de defensa de Michoacán y hoy ha cambiado de opinión?

¿Guerra civil o insurrección de la burguesía? / Salvador Díaz Sánchez.


Durante la alborada de unos meses en el hermoso y conflictivo estado de Michoacán, las fuerzas armadas apoyaron las acciones contra los seguidores de Servando Gómez Martínez, “La Tuta”, el “Al Capone” michoacano y lider de los “Caballeros templarios, llevadas a cabo por los Cuerpos de Autodefensa encabezados por su vocero José Manuel Mireles. Pero en la última semana los acontecimientos han rebasado las previsiones gubernamentales y en menos de lo que canta un gallo la coordinación de las fuerzas federales con las Autodefensas se resquebrajó después de la conferencia habida entre la momia Fausto Vallejo, el virreycito que dizque conduce la gubernatura de Michoacán, y el virreyzuelo de la casona de Bucareli, Miguel Ángel Osorio Chong, segundo de a bordo del santanero Peña Nieto, quien dio la orden de desarmar los cuerpos armados, después de que “cayó” una avioneta en la cual viajaba el líder de los rebeldes michoacanos, el doctor Mireles y al tiempo en que las fuerzas de autodefensa “avanzaban” sobre Apatzingán y Uruapan y los criminales bloqueaban carreteras, incendiaban camiones y negocios en diferentes municipios michoacanos.
A diferencia de los que hacen un análisis simple de la situación y aseguran que “los Caballeros Templarios lograron ya incorporar al Ejército Mexicano a su jauría de perros de presa” o que “Las fuerzas armadas (están listas) para proteger a los Caballeros Templarios” y actuar contra los grupos civiles armados, es necesario profundizar en la reflexión un poco más para no caer en la tentación de pensar que esto ya es una guerra civil, o que los cuerpos de autodefensa son defensores auténticos del pueblo, o de que es una insurrección proletaria contra la burguesía, o de que estos cuerpos de autodefensa se ven impelidos a actuar a la manera de las policías comunitarias de Guerrero o de la ronda comunitaria de Cherán y otros pueblos indígenas de la Meseta Purépecha. No, no son lo mismo ni por su origen ni por su estructura ni por sus propósitos.
EL SURGIMIENTO DE LOS CUERPOS DE AUTODEFENSA EN FEBRERO DE 2013.
Los grupos de autodefensa surgen fundamentalmente en Michoacán, en municipios urbanizados, o por lo menos no indígenas, o menos indígenas como Coalcomán o Tepalcatepec, lugar este de donde surge la propuesta original inspirada en el ejemplo de la ronda comunitaria del municipio autónomo de Cherán y donde se activa o se ve involucrada la población civil toda, sí, porque toda la población (pequeños comerciantes, campesinos, taxistas, abarroteros, muebleros, restauranteros, artesanos, ganaderos, grandes agricultores, mineros, y empresarios) se vio sometida a los robos, extorsiones, secuestros, violaciones, asesinatos y cobro de piso y de “seguridad”.
Y aunque todos los sectores son puestos en alerta, esta red de autodefensa es dirigida y subvencionada por ganaderos y empresarios agrícolas, cuyo líder es el médico y profesor José Manuel Mireles. Al principio de sus acciones de defensa, en Febrero y Marzo de 2013, contra los Templarios, e indirectamente contra los gobiernos municipales y contra el gobierno estatal michoacano, infiltrados ambos por los narcos, se vieron hostigados por el ejército y el Gobierno Federal, quien una y otra vez intentaron disuadirlos de que dejaran las armas guardaditas en sus chantes o de plano de desarmarlos. Finalmente después de diálogos oficiales con los representantes de las autodefensas, el gobierno federal acordó realizar acciones coordinadas con los “alzados” y así combatir a la delincuencia organizada.
Por decirlo de algún modo, los “territorios liberados” de malosos fueron creciendo hasta llegar a lugares tan importantes como Nueva Italia o, La Huacana, que se sumaron a los pequeños Tomatlán, Carrillo Puerto, Aquila, Aguililla, Antúnez, Parácuaro, Tancítaro, Acahuato, Buenavista, La Ruana y Churumuco, que pasaron a engrosar la lista de pueblos michoacanos que se levantaron contra “los malos”, como Cherán, Nahuátzen Cherato, Cheratillo, Urapicho, Zicuicho, Oruscato, Ocumitzo y otras comunidades indígenas que se unieron años antes para combatir el flagelo del crimen, aunque con diferentes planteamientos, métodos y objetivos.
EL MOVIMIENTO DE AUTODEFENSAS SE SALIÓ DEL HUACAL DE LOS FEDERALES Y PEÑA NIETO, OTRA VEZ CON MANCHAS DESHONROSA EN SU COPETE SANGRIENTO
El movimiento se salió de control del gobierno federal cuando después de tomar La Huacana, Parácuaro, La Cohuayana y Nueva Italia los “comunitarios” como dicen los noticieros (creando con ello una confusión en la opinión pública) deciden tomar Apatzingán, “cuartel general” de los “caballeros” que sólo tienen de “templarios” lo que los piratas tienen de bondadosos. Así ante el aroma de la insurrección de la burguesía que arrastra a líderes naturales de otras clases sociales y que van tomando fuerza desde la base, los personeros del Estado se alarman y empiezan a soltar un tufo mefítico, la Momia Vallejo quien despacha ya en Apatzingán (¡ay, cuanto daría este viejo por parecerse así, tantito así, al gran Vallejo, Don Demetrio!) pide “ayuda” a Peña Nieto (igualito que en el caso de Atenco, donde los ¡perredistas!, Higinio Martínez y Nazario Gutiérrez, pidieron “apoyo” al entonces gobernador del estado de México… ¡Peña Nieto!Para que reprimiera a los ejidatarios atenquenses y ya vieron lo que hicieron!).
He aquí la misma coartada perpetrada en la Nación de los Machetes, el mismo personaje en el poder, la polichinela de Salinas, quien dio la orden para que el ejército atacara a los cuerpos de autodefensa y el ejército entra a Antúnez como en Atenco, asesinando a cuatro personas entre ellos una niña de 11 años de edad, según información del El Universal. ¡Infames!, sin duda éste es el sello de Peñanieto, la represión, actúa como un enfermo. Sin embargo, la Autodefensa de Antúnez, dice Estanislao Beltrán coordinador genera,l no ha entregado las armas ni las entregará a menos que caigan los líderes de la organización criminal.
¿LEVANTAMIENTO POPULAR DESDE LAS REDES SOCIALES?
Frente a esto en las redes sociales se ha diseminado por muchos feisbuquianos la cándida imagen de que esto es un levantamiento popular, un movimiento que ha crecido desde la base, así como en Cherán, y estamos en guerra civil y a un paso de la revolución social. No, pero ése es el peligro:  que las bases rebasen a los líderes, a los empresarios agrícolas y ganaderos, y de pronto reconozcan perfectamente a sus adversarios y digan ¡no a los partidos políticos!, y propongan autogobiernos exactamente como lo ocurrido en el primer pueblo que se enfrentó a los “malos”, Cherán.
Así, el gobierno prefiere tener de enemigos a los templarios que finalmente son lumpen proletarios y por ende aliados de la burguesía que a un pueblo organizado que en la lucha por la sobrevivencia puede dar un salto cualitativo para obtener la conciencia de clase.
Ése es el temor del gobierno, que los pueblos pasen de “cuerpos” organizados a asambleas comunitarias y rebasen a sus actuales líderes. Que la evolución de un pueblo con armas y organizado es doblemente peligroso. Lo demás puede ser cierto pero en sentido contrario, no son los templarios quienes controlan al gobierno, es éste quien recibe ayuda de los templarios sembrando el terror y desarticulando las comunidades. Son uña y mugre. Si al principio el gobierno federal apoyó al Consejo de Autodefensa fue porque hay miembros de la burguesía que cabildearon con el gobierno para proteger sus intereses, pero un movimiento que se va extendiendo peligrosamente por pueblos y ciudades se le va de las manos. Por tal razón, de “aliado” de las fuerzas de autodefensa de los municipios pasó a ser “institucional” “prometiendo” el “cumplimiento estricto de la ley”, ja ja.
DIFERENCIAS ENTRE POLICÍAS COMUNITARIAS Y GRUPOS DE AUTODEFENSA
Pero ¡aguas!, lo más importante no es equiparar estos movimientos de autodefensa con las policías comunitarias como las guerrerenses que tienen ya una antigüedad de 18 años y que han crecido enormidades. A la fecha existen 24 policías comunitarias pertenecientes a la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias, CRAC, que van más allá de la autodefensa y se inscriben en un proyecto de desarrollo integral autosustentable en la región y la creación de un sistema de justicia único en su especie, además no hay líderes pues tienen una estructura horizontal e intentan por todos los medios evitar las ligas con el gobierno, y lo que los diferencia de los grupos de autodefensa es su sistema de justicia y autoridad comunal. Claro que estas organizaciones son incómodas al gobierno de Guerrero. En cambio hay otras policías comunitarias más cercanas al al Estado como es el caso de las UPOEG, la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero.
Todos estos grupos de base, tienen un común denominador el aumento de la criminalidad: robos, secuestros, asesinatos, delitos resultado del grado de pobreza más alto en el territorio mexicano. En Michoacán tienen origen similar pero con diferencias sensibles. Aquí intervienen la delincuencia organizada, los narcos que se presentan en territorios urbanos y rurales.
POR ELLO LA DIFERENCIA DE NOMBRES Y LA PREFERENCIA EN EL TRATO
Los nombres también tienen su razón de ser, las propias CRAC rechazan el nombre de “grupos o cuerpos de autodefensa” porque son proyectos comunitarios de base. Ellos dicen “No somos autodefensa, somos ‘instituciones’, pues nos amparan las leyes de Guerrero y el artículo 169 de la OIT”, y en efecto, las policías comunitarias están reconocidas por ley en ese rebelde Estado. Ellos toman como base para asumir decisiones las asambleas comunitarias, par ello cuentan con reglamentos y leyes internas, cosa muy distintas a los imberbes cuerpos de autodefensa michoacanos. De este modo los nombres de los grupos armados no son gratuitos, cada uno encierra conceptos diferente. No es lo mismo policías, rondas y guardias comunitarias, donde fundamentalmente mantienen una independencia con el gobierno que “cuerpos”, “grupos” o “consejos de autodefensa” que tienen ligas con el gobierno y actúan conjuntamente con él, como el caso que nos ocupa en Michoacán, aunque ahora les han roto el acuerdo de cooperación con el mismo pretexto utilizado en Guerrero: arguyen que no puede haber civiles armados.
Así, mientras la organización del pueblo no invada territorios del poder, son tolerados. En cuanto la organización adquiere un cariz radical de inmediato inventan “secuestros”, “homicidios” y otros delitos a los miembros de las guardias comunitarias como ha ocurrido con las CRAC que son las organizaciones armadas que combate el gobierno porque son incómodas, puesto que buscan autonomía y autogestión. Por ello el encarcelamiento de Nestora Salgado en Olinalá, la aprehensión de Gonzalo Molina, en Tixtla y de Arturo Campos de Ayutla también detenido.
Esta es la lógica del gobierno. Sólo detendrán su acción de desarme de los cuerpos de autodefensa en Michoacán si éstos prometen no salirse del huacal, es decir, si les garantizan que su organización es netamente de “autodefensa”. Por mientras, podría asegurar, esto no es una guerra civil ni un levantamiento popular, menos el inicio de una revolución social. Sectores de la burguesía del agro vieron afectados sus intereses de una forma sensible, y por el momento, su definición es exacta: Cuerpos de Autodefensa. Bonito sería que esos mismos sectores se levantaran en armas contra el ataque delinquencial de Peña Nieto contra el pueblo mexicano.

1 comentario:

  1. Vivan las Autodefensas de Michoacan QUE VAN MATANDO CANALLAS CON SU CAÑON DE FUTURO. Fanny y jose San Pedro Gipuzkoa Euskal Herria

    ResponderEliminar