lunes, 11 de mayo de 2020

Detrás de la pantalla




Cómo se arman las conferencias de prensa del gobierno

Por sorteo, en ocasiones enterándose los medios cinco minutos antes y no todos los periodistas pueden llegar a la Torre Ejecutiva, se arman las llamadas conferencias de prensa del gobierno nacional en tiempos de Covid-19. El televidente se dará cuenta que muchas veces las respuestas no coinciden con la preguntas, eso pasa pero el periodista no tiene forma de repreguntar, no se lo permiten.


Semana a semana, por las noche aparece el mensaje que “desde Torre Ejecutiva en minutos nada más brindará una conferencia de prensa la presidencia de la República”.
Con el típico fondo azul con logos del escudo nacional, una larga mesa y todos vestidos de traje, si está se ubica obviamente  al medio el presidente Luis Lacalle Pou y se inicia la conferencia. Esas conferencias más bien se van transformando en una cadena nacional de televisión. Comienza primero un breve discurso sobre la situación. Después se da lugar a las preguntas sin repreguntas de los periodistas.
Si está el presidente Lacalle Pou habla él sobre todos los temas le sigue el secretario de presidencia Álvaro Delgado y no tiene el micrófono casi nunca el vocero de presidencia Aparicio Ponce de León. También habla cada vez menos el Ministro de Salud Pública, Daniel Salinas.
Se han cambiado los roles a tal punto que están todos en la mesa pero los informantes son los menos de esa larga mesa. Es más, cuando a media tarde como este viernes 8 se informó sobre un nuevo fallecimiento por coronavirus el vocero fue Delgado y no Salinas que es el Ministro de Salud Pública.
Cuando se hizo la conferencia de prensa con medios del interior del país, también se hizo un sorteo. De la Organización de Prensa del Interior (OPI) fueron tres los periodistas que elegidos en ese sorteo efectuado en la propia OPI, EL ECO se enteró del hecho y procedimiento cuando se dieron a conocer los nombres de los que periodistas que iban a preguntar por videoconferencia, en nombre de OPI.

Cuestionamientos del Relator para la Libertad de Expresión


El uruguayo Edison Lanza, de la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la OEA (Organización de Estados Americanos) , cuestionó el estilo de las conferencias de prensas, como el de Uruguay sucede también en otros países. Es el formato que han utilizado como forma de decir lo que se quiere y evitar preguntas no convenientes.
“En varios países se reportaron dificultades en el acceso de periodistas a conferencias de prensa oficiales y en la posibilidad de que éstos realicen preguntas de forma presencial o virtual, sin que se establezca de forma clara el criterio para la selección de los medios que pueden realizarlas”
Es forma inventada por los gobiernos “puede socavar el rol de la prensa y el derecho a la información de las personas sobre la pandemia, así como la rendición de cuentas del gobierno”.
“Incluso las preguntas formuladas en espacios virtuales -o directos- deben ser respondidas por las autoridades con debida diligencia, cuando la prensa es el principal canal para allegar cuestionamientos o interrogantes a las autoridades ante la situación de emergencia y aislamiento de la población”

https://elecodigital.com.uy/sociedad/detras-de-la-pantalla-como-se-arman-las-conferencias-de-prensa-del-gobierno/?fbclid=IwAR1BriIh6em_ezB5h-dwM-QAoAqT-De1mco_EWNUN4mSlzzZFeLsP9Tj2ko




>>> Lo que se comunicó de la pandemia:

Festejemos los primeros 66 días del Gobierno Multicolor.

1.- Préstamo blando al campo por 80 millones de dólares.
2.- Suba de casi 30%del dólar.
3.- Suba de tarifas por encima de la inflación.
4.- Creación de 3 nuevos cargos de confianza.
5.- Llenaron de Militares retirados los mandos medios de Salud Pública y Ministerio de Vivienda.
6.-Suspendieton  el sorteo de cupos para cooperativas de vivienda (1000 familias sin acceder a su casa).
7.- Tienen récord de Homicidios en estos 60 días.
8.- Nombraron al frente de los medios públicos a un candidato a la Intendencia (Suplente pero juega igual).
9.- Caída del Salario Real de 1,25% entre marzo y abril (hacia 16 años que no se daba una caída tan grande).
10.- Mandaron una Ley de Urgencia que intenta privatizar ANCAP y ANTEL, quitar derechos adquiridos y generar negocios para las grandes corporaciones empresariales.
11.- Nueva Ley de Medios que garantiza el oligopolio en materia de comunicación (fundamentalmente Televisiva).
12.- Ya ven no dijimos una sola palabra del Coronavirus y ninguno de estos ítems tienen que ver con eso.
13.-Aumentaron el IVA en 2 puntos con las transferencias eléctriconicas.
14.- Mayor aumento de la canasta básica en 12 años.



Relatoría Especial para la Libertad de Expresión presenta su informe anual 2019

Washington D.C., La Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) presenta su Informe Anual sobre la libertad de expresión en el hemisferio durante el 2019, que forma parte del Informe Anual presentado por la Comisión Interamericana a los Estados Miembros de la OEA.   

En este nuevo informe anual, la Relatoría Especial llama la atención sobre el contexto de estigmatización de altas autoridades contra la prensa, la persistencia de formas de amenazas, violencia física y asesinatos contra comunicadores y los limitados avances en materia de combate a la impunidad de estos crímenes. También permite observar una preocupante tendencia de persecución coordinada a periodistas y opositores en redes sociales, con el objeto de amedrentar a quienes los gobiernos o sus seguidores persiguen como "enemigos" o "prensa opositora"; las mujeres periodistas han sido especialmente agredidas con base a estereotipos en las Américas durante el año evaluado. 

El informe también aborda la represión y la criminalización de las protestas ocurridas durante 2019 en diversos Estados del continente, que en muchos casos derivaron en manifestantes muertos por el uso desproporcionado y generalizado de la fuerza por parte de cuerpos de seguridad del Estado. Asimismo, en el contexto de protestas se verificó una utilización amplia y no estricta del derecho penal, con el objetivo de criminalizar actividades de protesta. 

La Relatoría también destaca en el informe anual 2019 avances en varios países respecto a la actuación del Poder Judicial al resolver demandas o denuncias infundadas contra periodistas y revertir medidas de censura o de ocultamiento de información por parte de los otros poderes estatales. El relatorio contiene un extenso análisis de la situación de la libertad y formula observaciones y recomendaciones para superar los problemas estructurales. También incluye los nuevos aportes temáticos de la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión sobre desinformación deliberada, protesta y derechos humanos; y el informe final del Equipo de Seguimiento Especial (ESE) designado por la CIDH. Así como importantes decisiones de la CIDH y la Corte Interamericana de Derechos Humanos que resolvieron importantes casos individuales que involucran al derecho a la libertad de expresión.  

Agradecemos a los Estados, organizaciones de la sociedad civil y medios de comunicación por el permanente apoyo y las informaciones ofrecidas durante todo el proceso de producción del presente reporte.

Este es el vigésimo segundo Informe Anual que elabora la Relatoría Especial, desde su creación en 1997.

  • Para acceder al Resumen Ejecutivo, haga clic aquí;

  • Para acceder al Informe Anual 2019 completo, haga clic aquí;

La Relatoría Especial para la Libertad de Expresión es una oficina creada por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) con el fin de estimular la defensa hemisférica del derecho a la libertad de pensamiento y expresión, considerando su papel fundamental en la consolidación y el desarrollo del sistema democrático. 





El autobombo de Larrañaga

Por Enrique Ortega Salinas.


Las noticias policiales han desaparecido de la portada de la web del diario El País. Es comprensible; hay noticias mucho más importantes que tiroteos y homicidios, como por ejemplo, que Taylor Swift ataca a su antiguo sello por publicar un álbum sin su permiso, una foto de Sonsol cuando tenía pelo largo en los 70 o que Lacalle compartió una playlist de música uruguaya. Muy profundo; pero nada tan vital como otras notas: “El manejo del dinero en los niños” o “Qué hacer con el deseo sexual en épocas de aislamiento y distanciamiento profundo”.

 

Los delirios de Larrañaga

Por su parte, el ministro del Interior se jacta de haber bajado rapiñas y hurtos con su excelente gestión.

Efectivamente, en marzo de 2020 se registraron 2.817 rapiñas y 10.508 hurtos, mientras que en marzo de 2019 fueron 3.013 rapiñas y 12.351 hurtos. La conclusión de Larrañaga es que ahora la Policía procede con más eficacia porque se siente respaldada. Ante tal distorsión de la realidad y burda manipulación, solo son aceptables dos hipótesis: o es idiota o nos considera idiotas a todos los uruguayos. No hay otra.

La pandemia ha llevado a que la inmensa mayoría de la población se encierre en sus hogares, lo cual, obviamente, no solo dificulta la tarea del virus, sino también de los rapiñeros y descuidistas. La ecuación es simple: menos gente en la calle, menos víctimas potenciales de los delincuentes. Menos trabajo, menos personas con dinero en la calle. Más casas con gente, menos posibilidades para los que se dedican a saquearlas en ausencia de los dueños. Menos comercios abiertos, menos posibilidades de asaltarlos.

Sin embargo, en el primer mes del nuevo gobierno se registraron 32 homicidios, mientras que en marzo del año pasado fueron 26.

 

Parafraseando a Bonomi

Hablando sobre las cifras de homicidios en el programa Desayunos informales, Jorge Larrañaga largó una justificación que no pasó inadvertida: “En la jerga policial me dicen que se la están dando entre ellos. Hay una lucha por territorio, un cobro de cuentas entre sí”.

Cuando Eduardo Bonomi dijo algo parecido, le cayeron con todo, como si hubiera blasfemado contra Alá en Irán; pero ahora lo dice él y no pasa nada.

La verdad es que Larrañaga no sabe un (¡pip!) de seguridad; lo que quedó totalmente demostrado cuando hace unos meses prometió que todos los cargos de jefes de Policía serían ocupados por oficiales de carrera. De haber estado un poquito informado, sabría que esto ha sido así desde que el Frente Amplio llegó al gobierno. Antes, tales cargos eran ocupados por políticos y no pocas veces por militares.

Quizá dentro de un año o menos, ya no podamos hablar de su ignorancia sobre el tema, porque es lógico esperar que aprenda; pero, hoy por hoy, recién está comenzando a aprender sobre las características de delitos y delincuentes, causas de la criminalidad y modos de reducir los índices de la misma. Pronto aprenderá que no todo se soluciona garganteando como el guapo del barrio. Pronto comprenderá que todos sus esfuerzos serán inútiles si otros ministerios no se unen al suyo en el combate al delito. Pronto comenzará a valorar la importancia de la tecnología aplicada a la seguridad y multiplicará las tobilleras electrónicas traídas por primera vez al país por Eduardo Bonomi, así como las cámaras de reconocimiento facial.

Ojalá comprenda que la mejor manera de combatir el abigeato no pasa por incrementar las patrullas rurales, sino por comprar drones (parte del costo lo podrían cubrir los mismos interesados) y trabajar en conjunto con el MGAP, en todo el proceso de trazabilidad, para combatir el crimen organizado que se encuentra detrás de este delito. El abigeato no se ataca solo cuando se mata o roba ganado de un campo, sino también cuando se lleva al mercado informal de faenado o a carnicerías cómplices. Mediante exámenes de ADN, en las redes y en los frigoríficos, se podrá detectar a través de la trazabilidad el origen de los animales.

Para que Larrañaga tenga éxito en su gestión, los poderes Legislativo y Judicial tendrán que cumplir con su parte. Quien rompa una tobillera electrónica debe ir a la cárcel. En 2019 vimos decisiones judiciales aberrantes en tal sentido, que terminaron en homicidio, lo que se podría haber evitado.

 

Cuidado con los socios y amigos

Algún día, y por el bien del país esperemos que sea pronto, Larrañaga comprenderá que los delincuentes no están solo en los barrios humildes. Detrás del abigeato hay personas de muy buena situación económica; pero no son los que se ensucian las manos carneando una vaca o una oveja en la noche, sino los que compran los animales, tanto faenados como en pie, como quedó demostrado en 2019. Son pocos los que salen del escritorio para participar directamente en las acciones. Hace pocos días, cuando la Policía de Salto realizó un operativo para desarticular una banda de abigeos, se llevó una sorpresa al comprobar que tanto el alcalde del municipio Rincón de Valentín (por el Partido Colorado y del sector de Germán Coutinho) como su hijo eran integrantes de aquella. Él y otra persona fueron procesados (ahora debo decir “formalizados”, lo cual me parece una huevada, pero ta) por tráfico interno de armas de fuego y municiones en calidad de autores. Otros cómplices cayeron por abigeato y varios más andan huyendo.

Delito no es solo una rapiña. Delito es también lo que motivó el procesamiento del banquero Andrés Betingo Sanguinetti, hermano del expresidente Julio María Sanguinetti. Según la Fiscalía de Colombia, habría creado cuentas para sociedades anónimas utilizadas por la empresa brasilera Odebrecht con el objetivo de pagar coimas en el marco de la red de corrupción y lavado de dinero más grande de América Latina.

Tal vez no sea delito (es discutible) lo que hizo el diputado colorado salteño Omar Estévez al votar y fundamentar, el 25 de marzo, una ley que transfiere 128.715.153 pesos al Fondo Citrícola, pese a ser empresario del sector citrícola. Tal vez no sea delito; pero los artículos 77 y 104 de la cámara a la cual pertenece son claros al prohibir a los diputados votar una ley que los beneficie individualmente. Puede que no sea un delito e incluso hasta es posible que lo votara por ignorancia del reglamento; pero conductas como esas promueven la inmoralidad como algo normal y arrojan a Uruguay al fondo de las republiquetas bananeras. ¿Con qué moral exigirle al de abajo que no robe cuando el de arriba lo hace descarada pero impunemente?

¿Cómo pretender tener buenos policías y militares cuando un senador de la coalición gobernante critica al Poder Judicial por procesar con prisión a un militar asesino y violador de los derechos humanos?

Está claro que un ministro del Interior no puede intervenir en todos estos casos, ya que algunos quedan dentro del ámbito político y ético; pero algún día comprenderá que todo tiene que ver con todo. Mientras tanto, un poco menos de soberbia y mucho más de humildad y disposición a aprender le vendrían bien, tanto a él como al país.

¿Cómo exigir ética a nuestros funcionarios públicos cuando en el Instituto Nacional de Estadística se designan mandos medios a dedo, sin llamado a concurso y violando la carrera administrativa? ¿Cómo exigir ética cuando el gobierno le da vida a un hotel que estaría cerrado si no fuera porque se trata de familiares de la dirigente nacionalista Verónica Alonso? ¿Cómo exigir ética a nuestros funcionarios públicos cuando oyen la grabación de un intendente blanco pidiendo sexo a cambio de una pasantía y su partido lo salva de un juicio político y lo respalda para su reelección?

¿Hubiera permitido Wilson que Manini Ríos llenara de militares varias reparticiones? ¿No hubiera saltado como quemado con leche hirviendo si se enterara de que entre los acomodados figura el ultrafascista Daniel García Pintos? ¿No hubiera hecho temblar hasta los cimientos al Palacio Legislativo si su partido le diera un cargo a Alejandro Bordagorri, firmante del oficio que deja al descubierto el seguimiento a abogados denunciantes de violaciones de derechos humanos en el Batallón 10 de Treinta y Tres y que en 2018 se negó a declarar en la comisión investigadora sobre actos de espionaje entre 1985 y 2016?

¿Hubiera permitido Wilson que un asesino como Radaelli juntara votos para su candidatura o le hubiera dicho: “Usted no tiene nada que hacer en nuestras filas porque tiene las manos sucias de sangre”?

“Dignidad arriba, regocijo abajo”, decía Aparicio Saravia.

“Estos son los blancos baratos de los que les hablaba, carajo”, diría Wilson.

https://www.carasycaretas.com.uy/el-autobombo-de-larranaga/










0 comentarios:

Publicar un comentario