lunes, 10 de marzo de 2014

Aratirí o muerte!!!

Debate sobre Aratirí




por Hugo Bruschi en el año de la dignidad.


Días atrás asistimos a un espectáculo que lamentablemente, se está haciendo muy frecuente entre quienes presentan proyectos de dudosa "calidad" y quienes se sienten en el legítimo derecho de cuestionarlos. Una suerte de autoritarismo oficial, digno de mejores causas. Digo así, en el entendido que el autoritarismo siempre es reprobable, pero aplicado a una causa justa, ésta funcionaria como atenuante. En donde no faltan los encontronazos, forcejeos y amenazas.

 El derecho de disentir o cuestionar determinados proyectos, ha pasado a ser un símbolo de traición a los intereses del país. Este es más o menos, el mensaje que parece querer transmitir, esta conducta oficial, ya sea del gobierno como del Pit-Cnt. Cuando no es el presidente que acusa de "terrorismo ambientalista", es algún dirigente de la Central que amenaza con romperle los dientes o no se qué, a alguien que no piensa como él. Y esta no es la primera vez que algún dirigente exaltado, amenaza a los trabajadores o a quienes no compartan su forma de entender "la defensa de los trabajadores".
Hace algunos meses, otro peso pesado de la dirigencia, amenazó a los maestros. De ahora en más, quien se animará a preguntar algo en esas jornadas informativas? Y si estos púgiles consideran incómoda la pregunta?

Yo por lo menos no me atrevería, dado que a mi edad no estoy para recibir una paliza. Y entonces con estos métodos, se van imponiendo por miedo poco a poco, hasta lograr "acuerdo total de los asistentes".

Uno a veces se pregunta, de dónde salió esta gente, dónde se formó, que textos leyeron o quienes fueron sus referentes entre los viejos dirigentes. Qué papel - además de subordinar los intereses de la clase obrera, a la política oficial - ha pasado a jugar esta gente en la escena nacional? Acaso un papel de barra brava para contener a los "enemigos infiltra- dos en el movimiento obrero"? Bueno, pero al margen de estos hechos bochornosos, quienes tenemos la delicada tarea de escribir en estas páginas, de comentar entre otras cosas hechos como los mencionados, preferimos muchas veces otorgar el beneficio de la duda, a ciertos comentarios o declaraciones.

Queremos pensar muchas veces que se trata de una traducción equivocada del pensamiento expresado, tal vez las circunstancias en que esas palabras fueron pronunciadas, etc. Pero otras tantas veces nos vemos obligados a salir al paso de estas cosas. En un pasaje de su argumentación en favor del proyecto Aratirí, el dirigente Abdala nos hizo saber que con el 50% de beneficio por parte del Estado, "estaríamos construyendo una fase de transición al Socialismo". He tratado por todos los medios posibles, hacer coincidir la entrega de nuestros recursos sin siquiera valor agregado, que genere trabajo y desarrolle una industria nacional y las vías al socialismo, y no encuentro el vínculo.



 Tendré que actualizarme tal vez? Ya nos había advertido Mujica que Uruguay no puede permitirse el lujo, de prescindir de estos proyectos. Le faltó decir que de lo contrario, estaría en juego nuestra propia existencia como país. Pero el dirigente obrero fue más lejos aún y nos ubica en la antesala del socialismo. Sin menoscabar las sanas intenciones de esta gente, podríamos decir que esto es lo mejor que se vió en Carnaval. Sólo faltaría agregar una consigna que prenda con fuerza en el espíritu nacional: ARATIRI O MUERTE!!



Vuelvo a reiterar lo expresado más arriba, en el sentido que muchas veces no encontramos las palabras adecuadas para desarrollar un pensamiento y en medio de una acalorada discusión, no resulta difícil decir algo que no quisimos o no pensamos con seriedad. Las cosas como las palabras, deben ser analizadas en el contexto en que se dan. No resulta por tanto extraño,que en situaciones como vienen registrándose cada vez que se habla de ARATIRI; el clima hostíl que estas defensas a ultranza generan en la gente, los nervios puedan jugar una mala pasada, aún en los más experimentados oradores, llevándolos como en este caso, a hablar de cosas muy distantes de la realidad. Incluso podríamos llegar a pensar, que los sueños y la lucha por el socialismo de este dirigente, pudieron más que el sentido común aplicado a la realidad.

Porque de lo contrario, estaríamos en presencia de un aporte a la teoría marxista de la economía, que hubiera sorprendido al mismo Karl Marx. De un teórico del marxismo, nacido en el seno mismo de la clase explotada, un autodidacta como quien dice. O tal vez estamos en presencia del futuro Ministro de Industrias? Vaya uno a saber, todo es posible y ya nada nos asombra.......

4 comentarios:

  1. Pero por lo que vi después Garcés le entregó nomás el micrófono a Abdala y al muchacho lo mandó a sentar. Vaya moderador Garcés!

    ResponderEliminar
  2. En los fallos de la final, La Gran Muñeca salió última, obviamente...

    ResponderEliminar
  3. Los Tupamaros, por medio de sus fuertes vínculos con la lucha de los cañeros y su líder Raúl Sendic “el Bebe”, prohijaron tenazmente la idea de “tierra para quien la trabaja” que lleva a reforma agraria. El concepto de tupamaro, que es vigente en el imaginario popular aún en nuestros días, conllevaba entonces los atributos de idealismo capaz de arriesgar todo-tortura, prisión, exilio, salud, bienes- por los principios de justicia y reforma agraria como consecuencia del mismo, liberación nacional y enfrentamiento con las fuerzas represivas que custodian los privilegios de los poderosos, como centrales y característicos Todos los uruguayos opuestos a la opresión, la vileza de los procedimientos, el abuso sistemático, el atropello a las
    libertades y el sojuzgamiento que significaron las fuerzas represivas vieron al ideal tupamaro como su contrapartida, no menos cuanto que los militares ungieron a éste como su principal enemigo.Luego de la dictadura, no cabe duda de que éste fue un motivo importante para el ascenso político de figuras asociadas con este arquetipo.
    Durante los períodos de gobierno frenteamplista, sin embargo, el MLN actual y sus principales referentes, Mujica, Fernández Huidobro y Marenales,Rosadilla,Bonomi.etc se fueron distanciando claramente, si es que no lo habían hecho antes ocultamente, de los principales rasgos definitorios del arquetipo tupamaro: enfrentamiento con las fuerzas represivas, liberación nacional y justicia social principalmente a través de la reforma agraria.Actualmente, estas figuras del gobierno y sus escuderos del MLN actual, sostienen en la práctica los principios opuestos.Por un lado el apoyo sistemático a los violadores, asesinos, torturadores y secuestradores de niños ocultos entre las fuerzas armadas, por otro el abandono total de la idea de reforma agraria y con ella de justicia social en el Uruguay
    Finalmente el apoyo a las empresas multinacionales que se han asegurado privilegios a veces por medio de cláusulas secretas en sus convenios con elgobierno, como Montes del Plata, Botnia/UPM y Aratirí y también a una política de extranjerización de la propiedad de la tierra

    ResponderEliminar
  4. Muchas veces la prensa y la opinión pública califican erróneamente de tupamaros a quienes en realidad representan todo lo opuesto, como el MLN actual y sus referentes más notorios, y aun al ministro de defensa Eleuterio Fernández Huidobro, pese al alejamiento de éste ya sea del MLN como de todos los principios tupamaros.

    Existen tupamaros, sí, pero éstos se encuentran por ahora dentro de una masa anónima, como la masa de todos los compañeros que se jugaron todo por los ideales mencionados y que resistieron heroicamente tortura, prisión, exilio, pérdida de bienes y de salud.
    http://elmuertoquehabla.blogspot.com/

    ResponderEliminar